Identificación y descripción de los procesos implicados

La implantación de un buen sistema de Calidad, que a la larga logre dar sus frutos, es un paso hacia delante por parte de todos los implicados y un compromiso a cumplir desde lo más alto del organigrama hasta la parte más baja de la organización. Sin este compromiso presente no es posible aplicar sistemas de Calidad convincentes. Se han visto intentos de implantación de sistemas de Calidad muy trabajados desde abajo que, una vez establecidos, la cúpula directiva ha sido la primera en saltarse, no cumpliendo los Procedimiento* construidos y que tanto trabajo previo habían requerido.

Etiquetado con: